Con el comienzo de año llegan los nuevos propósitos. También algunos cambios de cierto calado. Un nuevo trabajo o también un nuevo hogar pueden ser algunas de las novedades con las que se inicie este 2019. Y no hay que aplazarlas. Enero puede ser uno de los mejores meses para acometer grandes proyectos, como comprar un piso.

Los avances en tecnología de la iluminación han permitido llevar la luz natural a cualquier rincón de la casa. Incluso en habitaciones interiores o en estancias sin ventilación, la luz del sol es capaz de irrumpir con toda su calidez y luminosidad. Se trata solo de un efecto óptico, pero el resultado es excepcional. 

El llamado ‘impuesto al Sol’ ya es historia. A partir de ahora es mucho más fácil convertirse no solo en autoconsumidores de energía, sino incluso en productores para volcar a la red eléctrica el excedente, cuando lo haya. Se abre la puerta así a una mayor expansión de las energías renovables y al ahorro en la factura de la luz.